Plan Estratégico Turismo

Un plan de estrategia turística es el resultado de un profundo análisis que contiene una visión de la industria turística de un destino o región, los objetivos y estrategias para alcanzarlos, y las acciones necesarias para lograr los objetivos. La metodología para crear un plan de estrategia turística comienza con un análisis exhaustivo de la oferta y demanda en el destino, así como la identificación de los recursos turísticos existentes.

ana-nichita--Ct3tTn6wQM

El análisis externo de un plan de estrategia turística abarca factores tales como el entorno político, económico, social, tecnológico y ambiental, así como la competencia y el comportamiento de los visitantes. De los resultados obtenidos se identifican aquellos factores que puedan tener impacto en el destino.

El análisis interno del destino implica una evaluación de los recursos y productos turísticos existentes y las experiencias que pueden ofrecerse en el destino. En esta fase, también se utilizan metodologías como es el caso de la participación de los agentes del sector turístico del destino, así como de la ciudadanía, ambos, junto con las entidades locales son pieza clave para identificar trazar las líneas de actuación a acometer y lo desafíos existentes.

Los objetivos de un plan de estrategia turística generalmente incluyen la creación de una marca turística, el desarrollo de estrategias de marketing y comunicación, el aumento de la demanda y la mejora de la satisfacción del cliente.

El análisis de la oferta y la demanda se centra en cuestiones tales como la estacionalidad de la demanda, los principales mercados emisores, los precios de los productos turísticos, la competencia, la calidad de los servicios turísticos, la estancia media de los visitantes, el gasto medio en el destino y muy importante, la satisfacción del cliente.

El plan de estrategia turística también incluye el desarrollo de una estrategia de comunicación y marketing para promover el destino, lo que supone la creación de una marca y una estrategia de publicidad para aumentar la visibilidad y el reconocimiento del destino.

El éxito de un Plan Estratégico Turístico en destino, además de en ideación y diseño del mismo, está en la fase de ejecución. Definir acciones específicas, asignar recursos personales y económicos acode, cronograma de actuaciones, cumplimiento de hitos, medición de logros, evaluación de resultados, toma de decisiones correctivas, evaluación periódica de la satisfacción de visitantes, etc. son clave no sólo para la ejecución sino para la sostenibilidad de la estrategia turística del destino.

Contacto ayudas

Pregúntanos